Enter your keyword

Regalo del día del Padre ¡Personalizado!

Regalo del día del Padre ¡Personalizado!

Regalo del día del Padre ¡Personalizado!

¡Hola duendecillo! Hoy vengo a enseñarte otro encargo de esos que molan, de esos llenos de detalles en los que perderse y recrearse, de fotos para disfrutar. 

¡Ha sido un encargo muy especial! ¡Ahora te cuento por qué! 

Cuando Carla me contactó para hacer un pedido personalizado y me contó su idea, me encantó desde el minuto uno: ¡Era una pasada!
Era un regalo para el día del padre, para su marido ¡e incluía a sus dos pequeños terremotos!
¿Cómo de guay es eso?

Así que ¡Manos a la obra! ¡Duendecillos, a trabajar! Tenemos que crear a ¡Super papá!

¡No me digáis que no es una idea chulísima!

Super papá es también un guiño y un premio a todos esos papis y mamis que se dejan el corazón cada día por sus peques, que concilian, (o lo intentan), que se enfadan, que gritan, que reparten amor incondicional y que te esconden los ganchitos, por tu bien. Que buscan la manera más sana, ecológica, respetuosa y nutritiva de dar de comer a sus enanos pero… de vez en cuando deslizan una pecaminosa pikota en las manos pegajosas de su retoño. Me hacía mucha ilusión preparar éste pedido y su correspondiente sesión de fotos porque sabía que muchos papis y mamis se iban a ver reflejados en Super papá. ¡Es un regalo tan mono!

¿Habéis visto que bien cuida el peque de su hermanita?

Por un lado, dimos forma a Enzo, un pequeñín super travieso y super simpático para el que cree un patrón totalmente diferente y nuevo a medida ¡porque claro, el tiene una medida diferente a la de mis duendecillos! ¿No es adorable, tan chiquitín? Creo que es el amigurumi más tierno que he tejido nunca, así, con esas patitas y ese flequillito para el lado. ¡Qué guapo es!

Por otra parte, dimos forma a la bebé, Luna. ¡Todo un reto! Y es que es la primera vez que hacemos un bebé ¡con lo que mola un duendecillo mamá, un duendecillo papá, o un regalo especial para un baby shower con un mini bebé duende! ¿No os parece que es adorable? ¡Espero hacer muchos bebés próximamente!


El encargo era muy detallado y Carla en todo momento me fue facilitando detalles de cómo quería a sus pequeñines: Lo ideal cuando hago encargos personalizados es que me deis muchos datos sobre colores, ropa, fotos… todo para que yo pueda imaginarme en la vida real como son los muñecos que queréis personalizar. Cuanto más datos tengo, más personalizados y más cercanos a la realidad son (¡dentro de lo que es, claro, el simplificar las formas, porque son pequeñitos!) En éste caso ella lo tenía super claro ¡así que fue muy fácil convertir a sus personitas favoritas en amigurumis personalizados!

Por supuesto la pieza clave del conjuto es Super Papá: Lo modelamos según sus fotos, la forma de las gafas, el pelo, la barbita… ¡no le falta un detalle! Y además, para que se vea bien claro que es un Super Papá añadimos una capa. Volar no volará, pero no me negaréis que queda genial.

¡Los hobbies y detalles son importantes! Y en ésta ocasión Super Papá lleva su mando de Xbox para cuando los peques estén dormidos… ¡echarse una partidita! Enzo como es un apasionado de los coches, viajó con un mini cochecito de carreras. ¡Apenas mide un centímetro!

Creo que ha sido de los encargos más elaborados, más tiernos y más divertidos que he hecho. Y a tí ¿Te ha gustado?


¿Quieres tu propio duendecillo? ¡Pásate por aquí y lo haremos realidad!

¡Nos leemos pronto, duendecillo! 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.